A Don Jorge

( a Jorge Enrique Martí)

 

Entrerriano de alma

aunque de cuna rosarina

se afinco de niño

en estas costas provincianas

le canto al rio

con la misma pasión que a  Urquiza

su letras llenas de amor

embebido en los patios fraternales y del nacional

joven de inquieto pensamiento

maestro desde las letras y el aula

cantor de los versos

periodista de destacada pluma

te dejo en pocos vocablos

mis respeto a tu poesía.

Elìas Almada

 

El Centro Cultural Urquiza rinde homenaje al poeta entrerriano Jorge Enrique Martí, recientemente fallecido, por lo que han hecho llegar el siguiente escrito de Luis Alberto Salvarezza.

 

Qué difícil despedir a un hombre que fue tutor, poeta y amigo.

Qué difícil releer sus versos y transcribirlos: “El buen final me llegará aquí mismo / en un frágil adiós de alas en vuelo, / calladito, nomás, como he vivido, / pero atento a las voces y a los ecos / porque el que sabe oír también escucha / las secretas palabras del silencio“.

La provincia toda, esa que parafraseabas y nombrabas: “la tierra del abrazo de agua“,

hizo su silencio, profundo a la vez que luminoso, como el que vos describías al atardecer en el monte. Y se pobló de voces, de pañuelos en bandadas como garcitas blancas, en despedida. A tres cuadras de tu casa, como decías, el río quedo quieto.

¡Oh, río, si me llevaras / cara al cielo, por tus aguas!” (¿Quién lo duda?)

Retrato que realizara Mario Lozza (1922-1998), e ilustra el interior de “Antigua Luz” (1954 / Faja de Honor de la SADE); también la portada es del citado artista.

A propósito  de su nacimiento  y porque le gustaba decirlo: “Vengo del Paraná, soy de Rosario / como canta mi fe de nacimiento, / pero yo andaba en aires colonenses / con apenas la edad del año y medio, / junto al río Uruguay que desde entonces / es mi fiel y entrañable compañero. / Algunos me llamaron ‘rosarriano’ / y acepté de buen grado el nombramiento / por la mixtura del solar nativo / con las albricias de mi nuevo pueblo“. Y agregaba como una buena definición de sí mismo dos versos de Carlos Alberto Álvarez (1917-1986): “Soy el único entrerriano / que aquí no pudo nacer…“.

Estudió en el Colegio del Uruguay “Justo José de Urquiza“, siendo interno de “La Fraternidad“; instituciones a las que dedica sus libros “Al Colegio del Uruguay” (1949), “Fraternilia” (1952) y “La Frater Cantada” (1977).

Fue director del Internado Secundario de Varones de la Asociación Educacionista “La Fraternidad” (1952-1954), luego de realizar sus estudios sobre filosofía y letras en la Universidad de Buenos Aires.

Fue secretario de Extensión Universitaria y Cultura y asesor del Rectorado de la UNER.

Ejerció la pasión por el  periodismo escrito y oral, que sintió como “un vínculo entre el aspirante a escritor y el  ciudadano“; pasión que  supuso “encuentros y desencuentros” por eso afirma “…si rodé algunas veces / otras tantas me paré / y nunca me doblegué / a mezquinos intereses” . Dirigió “El Orden” y fundó su propio periódico denominado “Tribuna” ; el cual más tarde daría nombre a la Revista que creó y dirigió. Colaboró en las páginas de los Diarios “La Nación“, “La Prensa“, “La Capital“, “El Diario“, “El Entre Ríos“, “La Calle” y el periódico “Chécale” de la Asociación Educacionista “La Fraternidad“, entre muchísimos más.

Además de las obras citadas escribió “Panambí. Versos entrerrianos” (1949), “Entre Ríos y Canciones” (1970), “Rapsodia entrerriana” (1975 y 1999, 2da. edición), “Poetas” (2004), “Retablo” (2006), la Antología “Entrerriano por el canto” (2009), “Cancionero colonense del siglo y medio” (2013) y “Gurisada” (2016).

Por su trayectoria recibió innumerables distinciones, entre otras, el título de Doctor Honoris Causa otorgado por la UCU y la Asociación Educacionista “La Fraternidad” (2013); Premio “Camila Nievas“, “Escenario de Oro” (2006) y “Cimarrón entrerriano“. Por su obra literaria la Faja de Honor de la SADE (1954) y el Premio “Fray Mocho” (1974), entre muchísimos más.

En la citada obra, en “Panambí“, el poema inicial se titula “Autorretrato” y expresa “Soy parco en el hablar mas no en el buen decir; / desdeño la palabra trivial y chabacana / y canto, como el pájaro que alegra la mañana, / la dicha venturosa de ser y de vivir. // A veces -lo confieso- me siento montonero / y quisiera haber sido un gaucho federal / pero son veleidades de aprendiz de zorzal / que apenas emplumado desafía al Pampero. // Un día el buen Caronte me ofrecerá sus remos…

Vosotros, mis amigos, diréis con parsimonia: / -Fue bueno como honrado y fue mejor, sincero. / Y yo que estaré oyendo vuestro adiós postrimero / me reiré con sorna de tanta ceremonia“.

Y porque fue todo eso y amigo de sus amigos y poeta, porque  amó a una mujer hermosa, la entrañable Marta y tuvieron cinco hijos, te recordamos y celebramos.

Luis Alberto Salvarezza / por la Asociación Cultural “Justo José de Urquiza

 3442 . Noticias de Concepción del Uruguay 

Exibições: 22

Respostas a este tópico

Muy hermoso Elías.

RSS

Membros

Designers PEAPAZ

*Sílvia Mota*

*Margarida*

*Nara Pamplona

*Livita*

*Imelda*

*Toninho*

Poema ao acaso...

Visitantes

Badge

Carregando...

© 2018   Criado por Sílvia Mota.   Ativado por

Badges  |  Relatar um incidente  |  Termos de serviço